Facebook Twitter Linkedin YouTube

¿Cómo escoger la computadora ideal para el traductor?

Un traductor pasa la mayor parte de su tiempo enfrente de la computadora por lo que ésta debe proporcionar la mayor comodidad posible, esto se puede lograr con una pantalla mínimo de 17 pulgadas y un teclado ergonómico para cuidar las muñecas ya que al poner las manos sobre un teclado éstas quedan en una posición natural y se evita dolor después de varias horas de trabajar.

Estas características se encuentran obviamente en una computadora de escritorio, muchos traductores prefieren una computadora portátil, laptop, ya que su tamaño es menor y como su nombre lo índica se puede transportar fácilmente y a diferentes lugares siempre y cuando se tenga conexión a la corriente eléctrica porque aunque la batería tenga una duración de varias horas en algún momento ésta se agota. La desventaja principal es la ergonomía ya que los teclados de estas computadoras son muy pequeños y compactos, claro que se le puede conectar un teclado ergonómico a parte pero esta acción se extiende a seguir agregando otros elementos a la computadora portátil.

Hoy en día existen muchas versiones de estas computadoras incluso unas muy pequeñas que varias personas prefieren por espacio y peso pero sacrifican rendimiento y almacenaje, además de que la vida de estas pequeñas computadoras, Notebooks, es muy corta. La vista se desgasta aún más porque las pantallas son muy pequeñas.

Por otro lado la computadora de escritorio es fija y no necesita recargarse ya que siempre está conectada a la corriente eléctrica. Y se pueden agregar los accesorios necesarios y adecuados para llevar a cabo las tareas profesionales.

Muchas personas pueden contar con ambas y de esta manera se puede trabajar en un espacio amplio y cuando haya necesidad de moverse, como salir de viaje, se puede llevar el trabajo a donde sea que se dirija la persona.

Ya que se cuenta con el equipo necesario es muy importante acomodarlo en un espacio destinado exclusivamente para trabajo, haz clic aquí para ver nuestras recomendaciones.

Todos los usuarios son diferentes pero dependiendo de la profesión existen programas especializados, esto también aplica en las computadoras, ya que todas “ofrecen las mismas características” pero satisfacen diferentes necesidades. Por eso antes de comprar un equipo, analiza las necesidades de tu trabajo, por ejemplo, el tamaño de los archivos que traduces, el tiempo que pasas traduciendo, el tipo de herramienta TAC que utilizas o planeas utilizar, si tienes un lugar fijo de trabajo y cambias constantemente.

Ya sea que selecciones una computadora de escritorio o portátil, busca que cumplan con estas recomendaciones:

  • Monitor de mínimo 17 pulgadas (lo ideal es una resolución de 1280×1024).
  • Teclado y ratón ergonómicos.
  • Sistema operativo Windows (de preferencia el más reciente, que es Windows 10).
  • Mínimo 4GB en RAM.
  • La capacidad de disco duro mínima para que tu sistema operativo funcione bien es de 15GB libres, el tamaño del disco que necesites dependerá del tamaño de tus archivos pero toma en cuenta que existen dos tipos de disco duro:

– Disco duro de estado sólido (SSD) debe ser al menos de 256 GB.

– Disco duro normal puede entre 500 GB y 1TB.

Y como consejo, una diadema USB, porque en estos tiempos las llamadas con clientes, conferencias con empresas o entre colegas, capacitaciones o cursos son en línea e implican audio por medio de la computadora y los audífonos que vienen incluidos en la compra de tu celular no son aptos para estas acciones. El micrófono que viene en las diademas de USB muchas veces cancela el ruido que está a tu alrededor para que los demás no lo escuchen.

Si ya cuentas con una computadora que te gusta pero no tiene todas las sugerencias antes mencionadas, no te asustes porque muchas de éstas se pueden cambiar o agregar.